Madre Sara Lona «mujer comprometida» – Los inicios II

Sharing is caring!

Texto extraído de «Madre María Sara Lona. Fundadora de las Hijas de la Inmaculada Concepción de la Caridad» de Hno. Giovanni Cazzaniga.

 

Sara alternó sus actividades de enseñanza con varias actividades en colaboración con las instituciones eclesiásticas locales, como por ejemplo recoger fondos para sostener iniciativas religiosas y sociales.

A tal fin, siendo necesario, organizaba festivales de beneficencia con la participación de jóvenes que representaban obras teatrales, cantaban y bailaban danzas populares del folclore argentino. Tenía una voz clara y tocaba la guitarra.

En particular, Jaime Dávalos (1921-1981), gran poeta salteño y uno de los más grandes de Argentina y América del Sur, fue un gran amigo de Sara. Le estará cerca también en su exilio en Bernal; recordaba siempre cuando, todavía niño, participaba en cualquier festival. En sus inicios en el arte había recibido de Sara mucho apoyo; había podido admirar las manifestaciones de su vivaz alegría y calor humano: aspectos salientes de su noble carácter. Después de muchos años Jaime Dávalos, junto al guitarrista salteño, de fama internacional, Eduardo Falú, realizaban todavía conciertos en el cine Quilmes (Bs. As.), para recoger fondos en favor del Hogar Margarita Bosco, de Bernal Oeste, dirigido por Madre Sara, quien en agradecimiento le dió una manta de vicuña. El poeta le dedicó una canción que entre otras cosas dice: “Gracias por esta manta que me conmueve con su untuosa suavidad salvaje, porque el fuerte perfume me recuerda sus valles con sus paisajes y su gente”. 

 

En la presentación que Sara hará de su vida a P. Pastori, nombrará una ausencia de cuatro años en Salta, inmediatamente antes del encuentro con el hermano Evaristo Meroni realizado el 8 de agosto de 1940, por eso se concluye que la ausencia inició en 1936.

Es el testimonio de la cuñada que precisa que Sara estuvo en Bs. As. en la casa de su hermana María Inés, la única casada, domiciliada en Santa Fe, una de las calles más elegantes de Capital Federal.

La cuñada revela también que fueron motivaciones sentimentales las que llevaron a Sara fuera de Salta, porque había iniciado una relación con un personaje en carrera militar. Tal relación no se transformó en noviazgo, también por la oposición de los hermanos (a lo mejor debido a la edad del galán) y permaneció libre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
1
Hola... te podemos ayudar? o quisieras dejarnos en un comentario? Tambièen puedes ser un corresponsal de Beatomonti.com compartiendo los eventos, fotos, videos de tu comunidad. Nosotros hacemos el resto.
Powered by